¿CÓMO LO HACEMOS?

“Estamos creando una cultura cafetera en las Islas, a través de programas de difusión, basados en la sostenibilidad y responsabilidad social, comprometiéndonos con el producto y toda la cadena de valor, con trato justo a los productores y a todos los eslabones de la cadena.

Cultivo

Nuestros cafés de calidad arábica se cultivan a gran altura y requieren un suelo rico, mucha lluvia y sombra para condiciones de crecimiento ideales. Estos factores influyen en gran medida en el sabor y las características del café.

Cosecha

Las cerezas de café son cuidadosamente recogidas a mano debido al territorio de las montañas en el que crecen. Una vez recogidas las cerezas de café, se clasifican a mano o en máquina para asegurarse de que solo las más maduras serán procesadas.

Beneficio post cosecha

La fruta se procesa en una de las tres formas, el método seco, el método húmedo o el método de honey, de acuerdo con lo que queremos servir a nuestros clientes.

Secado

La fruta procesada se seca durante casi dos semanas, secándose a aproximadamente 10-12% de humedad.

Tueste

Cuando la temperatura alcanza alrededor de 200 grados centígrados, los granos comienzan a tostarse, dándoles un color marrón y liberando el sabor y el aroma. Los granos se mantienen en movimiento durante todo el proceso para asegurar que no se quemen.

Catación

Tostamos pequeñas cantidades de granos, moliéndolos e infusionándolos en agua en ebullición cuidadosamente, con la finalidad de obtener su mejor sabor y aroma, probando con diferentes tipos de tueste.

Servicio

Un viaje desde el nacimiento de un grano de café hasta su taza.

Creamos una atmósfera en la que todos se concienticen acerca del cuidado del planeta, y siendo consecuentes con ello nuestra cafetería se construyó con materiales reciclados.